martes, 29 de mayo de 2012

¡NOS GRADUAMOS!!

¿Alguna vez habéis ido a una graduación?

Yo si. He ido a las dos mías, pero no os confundáis que fui de invitada de una de mis amigas, y ahora he ido a la de Pimiento y Tomate.

Bueno, os cuento mi caso. Mis Graduaciones siempre han sido muy monas, con sus invitados de Honor, sus vestiditos y trajes de ocasión, pelos irreconocibles y más pote en la cara que cuando hice el papel de Mel B en el baile de fin de curso. La cuestión es que asistí a mis graduaciones pero en calidad de invitado. Yo soy tan modesta que eso de ir deslumbrando mi cuerpazo de la taya 50 y pechos de la  120, como que no, así que preferí no ir a comprarme mi vestido para la ocasión, ponerme mis pelos de bodorrio y menos ponerme la cara como Inma de Gran Hermano 7.

Mi amiga Antonia-Lisitasión Gutiérrez decidió que ya que le sobraba una entrada para invitar a alguien más y puesto que yo era y soy su mejor amiga y había estudiado con ella en la carrera..., como he dicho anteriormente, decidió invitarme. La consecuencia es verme a mí allí desplazado en el lugar de padres-madres, amigos y vecinos, y si yo no la quise hacer por toda la parafernalia de tener que vestirme como Jennifer Lopez en LA CELDA y tener que gastarme una pastilla en los primeros Euros aparecidos....pues va ella para joderme y me invita.

La diferencia de ir de invitada a ser la protagonista es que no subes al altísimo escenario y te ponen esa banda (que pareces que vas a la guerra), su dichoso pin (que a más de una le tocaron la teta para ponérselo y que pincharon a otras tantas) y darte el maldito diploma que pone algo así "ya eres diplomada", pero sin serlo...pues aún no has acabado la puta carrera y si es mi caso...acabé dos años después por la puta Literatura.

Por lo que yo quise ahorrarme la graduación no me sirvió de nada porque como invitado también tienes que ir pintadada a lo Fofito y Miliki, con el traje de boda de Downton Abbey y el pelo a lo Marilyn Manson, es decir, que mi amiga me jodió un poquito...jajaja         ¡Gracias Antonia-Lisitación!

A la segunda me pasó lo mismo (La de Turismo) pero bueno, una ya estaba avisada. ¡Ah! La primera fue de Magisterio de Inglés. Mi tercera graduación no fui porque como mandé a una profesora del Ciclo de Educación Infantil a la mierda unos días antes de terminar...a todo el mundo se le olvidó avisarme de qué día era...pero bueno...estuve encantada de no haberlo sabido.

La siguiente que he ido ha sido la de Pimiento y Tomate...y la verdad...llllllllllllllllarrrrrrrrrrrrrgaaaaaaaaaaaaa que te cagas....con el calor en el cuerpo que parecía un día de folleteo por la noche, pero cambiaba el escenario y la hora (aunque allí había uno, pero era de día) y la ropa (normalmente suelo follar desnuda con mi talla 50) de nuevo traje negro y manga larga. Allí que estábamos todos esperando que Pimiento y Tomate (asiduas a la ropa semi-gótica y Hippi-pija) se cayesen al suelo con vestidos de Zara's Ocasión y sus tacones de medio metro...pero claro, las muy afortunadas pisaron bien el escenario con su parqué (y eso que resbalaba, que más de una casi cae).

Pues eso, si podéis evitar ir a una graduación hacerlo, aunque en ésta última y en la primera tras finalizar hubo una suculenta invitación a hinchar mi estrógamos...que tengo más de uno.

miércoles, 23 de mayo de 2012

Viaje de Estudios ¡me pido los monitores!

Acabo de llegar de viaje de estudios con mis niños.

He estado haciendo de todo, escalada, senderismo, puenting, arbolismo, toma de vitamina D, tiro con arco, puentes tibetanos.... No he parado ni un minuto con tanta actividad.

La verdad es que nos dijeron a los maestros que si nos queríamos estar en el bungalow tranquilos, sin hacer nada, que no nos preocupasemos, que ellos se encargaban de los niños. Hemos participado en todo, pero no solo porque las actividades fueran divertidas y distintas a todo lo que hemos hecho anteriormente, sino porque era una prueba de fuego a mi miedo a las alturas (que no, que es una excusa, era por lo buenos que estaban los monitores).

Hemos estado en El Chorro (Málaga) ha sido fasciante...pero por todo. He acabado de niños hasta las pelotillas de los sobaquillos. Me han cogido entre 10 niños/as en la piscina y han intentado matarme y ahogarme, pero no lo han conseguido (sino no podría estar escribiendo ésto) pero si ha tenido una consecuencia, y ha sido mi gran dolor de espalda y hombros...los tengo como si hubiese pasado la noche con un hombre encima de mis hombros mientras me jincaba a otro.

Mi fascinanción por el viaje era:

- Ese hombre que pasa por tu lado, alto, moreno, ojos azules y cuadrado...¡joder, si es un monitor!, y para colmo te dicen de escalada....allí que estoy yo en la actividad de escalada el primero

- Por ese monitor dejaillo, así a lo hippie con su perro y todo, pero bueno...¿dónde te metiste el primer día de presentación que no te vi? Monitor de péndulo y senderismo...allí estaba yo pegada a los enganches del péndulo para que me tocara un poquito.

- Ese monitorazo que llevaba el puente tibetano... y allí me ves peleándome con mis alumnos por pasar una de las primeras por el puente (con el miedo que le tengo a las alturas) para poder estar un poquito más cerca de mi monitor-hombre-de-mi-vida.

Para colmo de los colmos a una alumna mía (que le tengo un poco de tirria...por su comportamiento) le dicen las monitoras "si te quieres librar de las pruebas tienes que tirarle un pellizco en el culo al monitor Ramón y al monitor Sergio" (es decir, al arrastraillo y al de escalada) y  va ella y se los tira...y yo allí "AGGGGG!!!!

Pero lo peor no es eso...es que mi alumna va y dice..."no, no, no a Ramón no, que me da vergüenza...y yo casi la mato, o sea, que le gustan los mismos que a mí a mi odiada alumna....¡Dios mío llévame contigo y no me devuelvas a la tierra!!! (eso sería cierto, sino me gustasen todos los hombres que veo, incluído el perro del arrastraillo)

El caso es que me lo he pasado genial practicando deportes de riesgo, tomando el sol y seduciendo mis ojos con hombres que hasta ahora no había visto....

¡¡¡¡Sergio VEN A MÍIIIII!!!        ¡¡¡¡¡Ramón...VEN A MÍIIIIIII!!!!!

Y si poco os parece eso...pensad que las monitoras me cogieron y cuando subí a las actividades de arbolismo me empezaron a tirar y mover los puentes para que me cayese y me quedase colgando de los huevines. CONSECUENCIA: Me caí 7 veces con daños en los brazos y piernas...vamos que tengo el cuerpo lleno de moratones negros que nunca en mi vida había visto, con sangre y aruñazos incluídos en el pack. No creo que lo hicieran por hacer la gracia o porque otro alumno estuviera diciéndoles "tirar al maestro que se lo merece", sino porque ellas sabían que iba tras sus hombres como una fiera furtiva... y  además en mitad del campo, donde yo soy campeona en seducción, fingición y ocultación...y después de haber perdido 7 kilos...estoy que remato faenas...


miércoles, 16 de mayo de 2012

MIS HOMBRES Y YO





Se que muchos pensaréis que debo ser una guarrilla y una superficial porque no he parado de hablar de hombres desde que empecé con el blog. Tengo que deciros que mi mente calenturienta no deja de pensar en hombres, si y si, porque además estamos en fechas en las que vienen tres cosas: el calor, las alergias y las empalmadas.

Cuando he ido comentando las estrellas del pop que me encuentro en mis baños y paseos por el Paseo Marítimo de Málaga tengo que decir…que cada vez veo más y más que me derrito yo por verlos. Diciendo esto se que parezco una Pili pilingui total, pero es que mis hormonas no me dejan descansar.

De todos modos me gustaría explicar varias cosas: Los ojos están para mirar…y esas esculturas romanas y griegas no las puedo dejar de ojear; segundo, aunque yo mire muchas esculturas no soy tan superficial, no me gustan los hombres esculturales (bueno si, solo para mirarles y pensar en chocolate caliente, pero no como pareja o algo similar) me suelen gustar los personajillos que tienen algún defecto (según dicen los demás) o que suelen ser del montón.

No voy a decir que a mí se me conquista con conocimiento, es decir, la típica frase que alguna vez todos hemos dicho “yo es que no me fijo en el físico…sino que hay que conocerlo”. A mí se me conquista con el físico primero…hay algo que me tenga que atraer…y si de verdad te gusto…me tienes que hacer reír y saber cocinar como Dios o God, como prefieras. Si, es que soy una gorda…pero muy bella.

Mis amigas siempre que salimos me ven mirando cuerpazos (como el mío, pues soy una mujer de pasarela Cibeles) pero ellas ya saben que lo que yo busco es un hombre que siendo un poco más alto que yo, que le guste la cerveza y el salir, ir al cine, viajar cantidad, que tenga su barriguita y que con todo eso sea capaz de aguantarme…con eso me conformo.

No quiero un hombre que se cuide más que yo, que para eso soy yo la femina “La Pili”, él que haga de hombre. No quiero que cuando salgamos de marchuki me diga que esto o aquello no puede comerlo porque sino engorda o mañana tiene que hacer 200 flexiones más...que para eso que se quede en su casa…A mí me va un hombre que le guste ir de tapitas, sepa reírse de los demás y, sobre todo, de sí mismo, y que no le importe tener a alguien como yo (tan femenina) a su lado.

Así que ya sabéis hombres del mundo…estoy soltera y entera…busco tigre que me haga unas rallas con sus pezuñas… Esto es una llamada al emparejamiento, empotramiento o como lo quieran llamar hoy día…

¿Quién quiere comprarme? Estoy al 80% de rebajas!!!


ALLÁ POR AQUELLOS TIEMPOS DEL CHAT CON SABANDIJA




Hace ya tiempo que dejé de meterme en los chats (mi preferido era el irc-hispano). Al principio me metía porque la víbora de La Pili me controlaba. Ella, como es su ser, quería ligar, quedar con hombres, jincar y sentirse deseada. Desde luego, lo consiguió pocas veces pues en el momento en el que daba una pizca de atención el hombre al que hablábamos yo tiraba de su espíritu y la apartaba…no me quería ver envuelta en un menasatruá de esos o cosas así, y menos ser espectadora de como La Pili utilizaba mi cuerpo para tirarse a toda pichilla que se movía.

Después de un tiempo chateando y viendo que todos los que encontraba La Pili le seguían su rollo de jincamiento, empotrados o follados…como les quieras llamar, decidí intentarlo yo misma (o sea, La Puri) como forma de conocer gente nueva.

La verdad es que me he divertido mucho chateando siendo yo misma, sin arreglos ni mentiras. He conocido a muchas personas que me encantan y las cuales a día de hoy las echo de menos, pues no tengo Internet ni en Granada ni en Málaga.

Mi rollo en el chat era de hacer reir a la gente y comentar las barbaridades más grandes que te puedas encontrar siempre con respeto y sin insultar o herir a nadie.

Mi persona en el chat (gay_granada) era ser la “la puta de carretera de Jaén” y con ese nombre me quedé. Era puta, tenía cantidades de amantes y clientes, hijos y todo lo que se me terciara en mi mente calenturienta y graciosa. Con todas éstas características me hice con muy buenos amigos que me seguían el rollo y con los cuales podía hablar de cualquier cosa como series, libros, películas y música, y por supuesto de meternos unos con otras por mi profesión o cosas así…

Tengo que decir que este día se lo quiero dedicar a mi gran amigo Sabandija, donde quieras que estés hoy, pues no he podido hablar contigo desde hace mucho, mucho (desde que me mudé a Málaga), porque hiciste que los días que pasé enganchado fueran unos de los más divertidos de mi vida.

Por lo puta que soy, lo que seré y lo que he sido…hoy va por ti. A ver cuando vienes y le pasas la pensión a tus hijos (Ali y Oli) que están pasando mucha hambreeeee…

LAS VISITAS Y YO…Y PORQUE SOY ASÍ!!




Este fin de semana he estado en mi Querida Granada. Nos han venido a visitar al piso dos maravillosos hombres amigos de mis queridas Tomate y Pimiento. Hemos estado haciendo turismo sin ser turistas por la ciudad. El caso es que hablando de blogs uno de los chicos (llamémoslo Novio de Tomate) se queda un poco extrañado al decirle que mi blog es éste. Me dice que dio por entendido cuando se metió y lo leyó que se trataba de una chica. Yo al escucharlo le dije que no, que yo soy muy estupenda, femenina y maravillosa pero hombre en su ser por fuera y por dentro.

No es la primera vez que me preguntan esto o me lo comentan. Mi respuesta a por qué escribo en femenino es muy simple, las cosas femeninas parecen más bonitas y atractivas que en masculino, y para colmo de mis males yo soy muy afeminada, y me encanta darle énfasis a mis frases poniendo todo lo que puedo en femenino.

Todos los que me conocéis sabéis que me encanta hablar de mí en primera persona y en femenino, para los que no, pues nada, acostumbraros porque es parte de mi personalidad.
Tengo que reconocer que es un poco extraño mi personaje y mi personalidad (y esto no tiene nada que ver con que sea gay o no) simplemente es una cosa que adquirí como divertida y graciosa…y que con el tiempo la he continuado porque me hace gracia a mí y a todo el que me rodea.

Uno ejemplos con los que suele la gente reconocerme son, por ejemplo, mis mellizos. Yo estoy embarazada (y no es por fecundación in-vitro o por jincar a lo bestia) sino por mis dos grandes mollas que salen de mi linda caderita. Mis mollas-mellizas tienen puestos sus nombres Ali y Oli, que si los juntas suenan como una salsa que me encanta comer y por la cual quise ponerles a mis hijitos sus nombres (me encanta comer Shawarmas de ali-oli por Pedro Antonio).

Otro ejemplo puede ser que siempre me digo que soy estupenda y maravillosa. Es una frasecita que en mis estudios de Educación Infantil no parábamos, mis compañeras y yo, de decir, y como el único chico que había en clase de 35 era yo…pues empecé a decirlo en femenino…así no me sentía discriminado. A día de hoy continuo siéndolo aunque un poco más gordo.

El caso amores y desamores es que aunque penséis en mi como en una flamante chica Obregón…solo soy un maravilloso y estupendo chico, por el que alguno se moriría de ganas de probar y otros de escupirme…jajaja