viernes, 6 de mayo de 2016

SI, LO SOY.

Queridos amigos, familiares, vecinos, personajes y personas que pasan por aquí... tengo que deciros una cosa muy importante
SOY GAY.
Pues si, ya he salido del armario oficialmente...o hace ya unos 12 o 13 años, no lo recuerdo bien...el tiempo pasa tan ráaaaaapido
Bueno, lo que quiero transmitir en plan coña pero no es nada gracioso es que SI, existen los gays y las lesbianas, y yo soy uno de ellos (ya podéis salir corriendo por si os lo pego).
Hoy he visto la noticia de que Colton Haynes ha reconocido ser gay, y lo mucho que le ha costado aceptarse y poder reconocerlo públicamente. Pues aunque no te conozca Colton te quiero dar mi más sincero y afectuoso apoyo porque se lo duro que es pasar por ese estado. La gente se piensa que ser gay y salir del armario es algo así como "eh, que soy gay, que me van los tíos" y ya todo está hecho. Pues no, te equivocas de cabo a rabo.
Voy a explicar un mínimo de lo que sufre una persona homosexual el supuesto "cambio".
Cuando una persona descubre que es gay/lesbiana lo primero que hace es rechazar esos pensamientos al pronto porque "¿Cómo voy a ser gay?¿no es natural o normal? A mi me enseñaron que un hombre ha de estar con una mujer, y una mujer con un hombre...esto no puede ser verdad, es un lapsus que he tenido". Si, el primer paso es la negación y reclusión mental y sentimental. Cuando esto pasa tienes que romper con todos los esquemas aprendidos desde que eras un enano (si lo descubres antes menos esquemas que romper,en mi caso llevaba 16 años de aprendizajes erróneos).
Después llega el momento del NO. Es real, soy gay, me gustan los hombres, no puedo seguir negándomelo. Y ya dentro de ti, una batalla se ha ganado, tu cuerpo ha respirado y te sientes persona. Puedes empezar a vivir.
Tras este estallido de reconocimiento llega el paso más duro, contárselo a alguien que no seas tú y tu conciencia. Das el paso, casi siempre, con tus mejores amigos, porque aunque tengas la inseguridad de que pueden rechazarte y perderlos, ellos son los más cercanos e importantes para hacer una prueba-error, los que te pueden infundir valor para luego afrontar el más duro de los pasos: La familia. Una vez dicho a los amigos se nota que tus hombros dejan de pesar tanto, tu mochila va con menos piedras y ello te infunde valor para lo siguiente (puede que perdieras amigos en este paso, pero te da igual, ya que los amigos vienen y van, y si por tu condición, ya que tu sigues siendo el mismo de siempre, te han dejado de lado, es que realmente no eran amigos).
Una vez terminado el primer eslabón de la cadena de "salir del armario" llega la familia. Aquí es cuando te la juegas. Los amigos te aceptan y te apoyan, pero sin tu familia, sin tus raíces ¿que harías? Si el paso de decírselo a tus amigos ha hecho que tengas pánico, dolor de barriga y temblores por su respuesta, el momento de decirlo a tus familiares es como si hubiera un final en tu vida, como si al ellos decirte que no te aceptan, que te repudian "acabara definitivamente tu vida", si, ese es el sentimiento. En caso contrario, el que fuera una bienvenida, pasa por algo parecido, tu tensión muscular y psicológica desciende, pero siempre queda un poco de duda, inseguridad...Sabes que puedes respirar, pero te queda la duda de hasta cuándo. Este paso, sea como sea el resultado, hace que siempre acabes llorando, porque sabes que has hecho un recorrido, un esfuerzo, una actuación e interpretación de un 10 durante muchos años que no te dejaba ser TÚ plenamente, en la que has tenido que luchar contigo mismo, con la sociedad, contra tus aprendizajes y con todo tipo de experiencias y comentarios que desearías poder borrar. HA SIDO UNA GRAN LUCHA, PERO GANÉ LA GUERRA.
Por último llega el momento de plenitud: Es ese momento en el que ya todo te importa una mierda porque ya eres tú. No eres un actor, un producto de lo que los demás quieren ver de ti...sino TÚ. Esto es cuando das el paso de sacarlo todo fuera y ya llegas a tu trabajo sin importarte lo que piensen los demás, LO ERES, SI. LO SOY, ¿Y QUÉ?
Y aún así no quedas exento de padecer de todo tipo de discriminación, comentarios, miradas y burlas.
Por eso entiendo la frustración de Colton al ser una persona conocida y en la que en su trabajo el SER UNO MISMO puede perjudicar próximos proyectos y ambiciones laborales. Y por eso mismo lo aplaudo.
Felicidades Colton!

7 comentarios:

  1. Siempre digo que ojalá llegue un momento en que no haya necesidad de andar diciendo si uno "lo es" o "no lo es". Es una pena que a estas alturas todavía haya que andar dando explicaciones en cuanto a eso. Un besote!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón. No hay palabras que añadir.

      Gracias

      Kiss

      Eliminar
  2. No deja de ser curioso que aún en la actualidad haya tanto revuelo con la homosexualidad.

    Respecto a lo de contarlo "oficialmente" a tu entorno, imagino que debe ser estresante. Pero lo importante es recordar que no es nada malo, no hay nada que recriminar. En realidad nadie debería darle demasiada importancia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exactamente, no es nada malo y al final llegará un día en el que no habrá ni que mencionarlo...o eso espero.

      Kiss

      Eliminar
  3. Venía a decirte lo mismo que Alter... que a nadie le importa qué o quién te guste, qué prefieres de comer o al lado de quién te apetece meterte en la cama. Sé que aún no están las cosas como deben (aunque algo vamos mejorando) pero todo es cosa de educación. El día que ningún niño llame a otro "maricón" como insulto, habremos logrado algo bueno.
    Un beso enorme!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero poder ver ese día...sería una alegría infinita.

      Kiss

      Eliminar
  4. Hola
    La verdad nunca había pensado en la razón por la que se lo decían primero a los amigos que a la familia, sinceramente creo que la discriminación siempre va a estar ahí porque somos humanos, es decir, una chica inteligente, bonita y con una carrera tiene relaciones con alguien, porque quiere, y la siguen llamando puta, un chico gusta de otro chico y lo siguen insultando, es feo, pero creo que lo importante es que la persona sea lo suficientemente fuerte para que no le importe, el chico más inteligente de mi universidad es homosexual y todos le teníamos gran aprecio por su forma de ser, así que creo que lo más importante es, como tú lo dijiste, ser uno mismo.

    Un beso

    ResponderEliminar